Empresa

Historia:

Sobre los años 20, Alcoy es un ciudad reconocida por su industria textil, es una ciudad capitalizada, culta y en plena expansión.
En aquellos años, Cándido Miró Rabasa, un empresario textil alcoyano, emprende una nueva actividad, que culminará en la elaboración de un producto de alimentación popular en todo el mundo, las Aceitunas Rellenas de Anchoa.

La tapa de Aceitunas Rellenas de Anchoa era ya típica, se deshuesaban y rellenaban artesanalmente cada unas de las aceitunas, pero Cándido Miró Rabasa, industrializó el proceso de rellenado y envasado de las aceitunas rellenas de anchoa. A principios de 1926 ya tenía lista una máquina deshuesadora. Fue así como nació Aceitunas EL SERPIS.
Con el tiempo Cándido Miró, fue innovando e incorporando a su fábrica nuevas máquinas deshuesadoras y rellenadoras, en cuyo diseño industrial participaba él mismo. Poco a poco Aceitunas EL SERPIS creció pero siempre manteniendo los procesos de fabricación tradicionales y ofreciendo el mejor sabor.
En la actualidad SERPIS es una de las marcas líderes en el sector de las aceitunas repartiendo sabor y tradición en todo el mundo.

Filosofía:

SERPIS mantiene en sus principios de filosofía empresarial el criterio de elaboración de calidad frente a volumen, la selección frente a la cantidad y la cualificación frente al precio.

SERPIS no es ni será la marca más barata del mercado, nuestros productos están en una posición muy alta respecto a la media que podemos encontrar en el lineal. Este principio aplicado con rigor por nuestro fundador D. Cándido Miró, se mantiene con el convencimiento de que existen muchos consumidores en el mundo capaces de pagar un poco más por la satisfacción de un sabor y una calidad inmejorables.

Por ellos y para ellos, SERPIS seguirá siendo una referencia a nivel internacional del sabor auténtico de las mejores aceitunas del mundo.

Factoría:

En la actualidad SERPIS cuenta con una factoría de 18,000 m2 y un equipo de profesionales compuesto por más de 80 personas.
Este nuevo espacio construido en 2007 cuenta con una capacidad de almacenamiento de 3 millones de kilos de aceitunas, y puede producir más de 36.000 kilos de aceitunas por turno.

La nueva factoría está equipada con la tecnología más avanzada y las últimas novedades en diseño y confort haciendo posible un entorno donde las palabras trabajar, innovar y producir, adquieren un nuevo significado. Hemos hecho posible un lugar de trabajo más humano y cercano. Un lugar que nos permite ser más productivos, ampliar nuestra gama de productos y ofrecer a todos nuestros clientes un producto competitivo y de alta calidad

Aceitunas rellenas de anchoa

Nueva Factoria Aceitunas Serpis